© Image by Denny Franzkowiak from Pixabay

Alimentando un futuro no saludable: Se insta a los gobiernos a redirigir los subsidios de las industrias que perjudican la salud

2 de octubre de 2019

Se insta a los países que participan en el Diálogo de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre la financiación para el desarrollo a examinar los incentivos de gobierno que perjudican la salud en un nuevo informe de investigación.

Septiembre 25, 2019 (Nueva York, EE.UU) – Un nuevo informe publicado en paralelo a la Cumbre de Acción Climática del Secretario General de las Naciones Unidas de 2019 y al Diálogo de alto nivel sobre financiación para el desarrollo desafía a los gobiernos a reexaminar los incentivos económicos actuales a las industrias que perjudican la salud, como lo son las industrias de los combustibles fósiles, el alcohol y el tabaco. Parte de un próximo informe técnico mayor, el informe "Alimentando un futuro no saludable: impulsar a las industrias no saludables enfermará a millones y costará billones" (“Fueling an Unhealthy Future: How Propping Up Unhealthy Industries will Sicken Millions and Cost Trillions,”), realizado en colaboración con Vital Strategies y la Alianza de ENT, se centra en la industria de combustibles fósiles y examina la cantidad de dinero que invierten los gobiernos en salud en comparación con los que realiza a la industria de combustibles fósiles y los costos de salud atribuibles a esas inversiones.

A nivel mundial, los gobiernos proporcionan casi $ 300 mil millones en subsidios para los combustibles fósiles. Al reducir artificialmente los costos de estas fuentes de energía intensivas de carbono, los subsidios contribuyen a los más de USD $ 2.7 billones en costos de mala salud a causa de combustibles fósiles, como la mortalidad prematura, enfermedades y pérdida de productividad. De hecho, en muchos países, como India, China y Rusia, los costos de salud atribuibles a los combustibles fósiles son más de cinco veces el gasto total en salud de cada país. Una redirección de los fondos de subsidios para productos no saludables, en particular los combustibles fósiles, podría permitir a las naciones hacer una transición más rápida hacia la energía limpia, reducir la contaminación del aire y las emisiones de gases de efecto invernadero, mitigar el cambio climático y salvar vidas.

“"Las tendencias mundiales indican que la carga de muerte y discapacidad debido a la contaminación del aire aumentará en los próximos 10 años si las prácticas existentes continúan", dijo Daniel Kass, Vicepresidente Senior de Salud Ambiental en Vital Strategies. “Los subsidios a los combustibles fósiles ayudan a prolongar nuestra dependencia de las fuentes de energía que a corto plazo causan millones de muertes anuales y a largo plazo amenazan el futuro de nuestro planeta por el cambio climático. El reporte 'Alimentando un futuro no saludable' destaca la incoherencia de los subsidios a la industria de combustibles fósiles e insta a los países a invertir en el avance de las fuentes de energía renovables y la prevención de enfermedades no transmisibles (ENT) "

Los estudios de caso del informe destacan cómo los países pueden redirigir sus fondos para promover nuevas fuentes de energía y programas de salud. Jordania gastó más del 5% de su PIB, alrededor de USD 711 millones, en subsidios a combustibles fósiles en 2005. En 2012, Jordania eliminó todos los subsidios excepto al del gas licuado de petróleo (GLP).

India, uno de los principales productores de carbón, se ha comprometido a eliminar gradualmente sus subsidios para este contribuyente fundamental del cambio climático y la contaminación del aire. El gobierno está cambiando agresivamente los subsidios al carbón hacia el GLP de combustión más limpia para la comunidad más vulnerable de la sociedad india. De 2016 a 2017, los subsidios a los combustibles fósiles disminuyeron en USD 2 mil millones y aumentaron los subsidios a las energías renovables en USD 0,8 mil millones, seis veces más, siendo el mayor aumento desde 2004.

“El setenta por ciento de las muertes mundiales son atribuibles a enfermedades no transmisibles", dijo Nina Renshaw, Directora de políticas e incidencia de la Alianza de ENT . “La mayoría de las ENT son prevenibles. Este informe brinda estrategias comprobadas que los gobiernos pueden aplicar para redirigir fondos y prevenir las ENT, reduciendo así la carga de ENT y el costo de la atención médica universal ".

En el marco de la Asamblea General de las Naciones Unidas este informe es un llamado oportuno a la acción para que los gobiernos y la comunidad de desarrollo reexaminen los incentivos económicos a la industria de combustibles fósiles que contribuyen al cambio climático y a la muerte evitable de millones de personas en el aire contaminación.
 
El informe forma parte de un próximo informe técnico mayor sobre los costos económicos de los subsidios a las industrias promotoras de enfermedades que también incluye al alcohol y al tabaco.

DESCARGA EL INFORME AQUÍ 


Acerca de Vital Strategies

Vital Strategies es una organización de salud global que cree que todas las personas deberían estar protegidas por un sistema de salud pública sólido. Trabajamos con gobiernos y con la sociedad civil en 73 países para diseñar e implementar estrategias basadas en evidencia que aborden sus problemas de salud pública más acuciantes. Nuestro objetivo es ver que los gobiernos adopten intervenciones prometedoras a gran escala lo más rápido posible. Para más información, visita www.vitalstrategies.org o en Twitter @VitalStrat.